Guía para principiantes en Bitcoins (I): Wallet y gestores de wallet


En esta serie de entradas intentaremos desmenuzar la red Bitcoin de manera que cada componente que se encuentra el cliente a la hora de comprar Bitcoins quede explicado.

El primero de estos elementos no es otro que el  "wallet", conocido como monedero o cartera en español; es aquí donde recibimos y desde donde enviamos nuestros bitcoins.

Ahora nos ponemos algo más técnicos. Habitualmente lo que se utilizan son gestores de wallets (de los que hablaremos posteriormente), que almacenan las claves para acceder a la dirección en la que se encuentran nuestros bitcoins. ¿Qué quiere decir esto? Veámoslo con un ejemplo. Imaginemos que la dirección BTC es nuestra cuenta bancaria. La cuenta (la dirección) ya existe y nosotros tenemos el código para acceder a ella y gestionarla (la clave privada). En nuestra cuenta almacenamos nuestro dinero (Bitcoins), por eso es importante no perder el código de acceso (la clave privada) ya que si la perdemos y no tenemos una copia de seguridad, no podremos acceder de nuevo a nuestro dinero y este se perdería.

Volvamos a la explicación técnica. Las direcciones Bitcoin tiene dos tipos de clave: una privada y una pública. La privada sólo la conocemos nosotros (a veces, dependiendo del gestor, ni tan siquiera nosotros) y la pública es la que se puede facilitar a los demás para enviar o recibir Bitcoins. Siguiendo con nuestro ejemplo, aunque cualquiera que tenga nuestro número de cuenta puede enviarnos dinero o saber que nosotros somos quien le ha enviado el dinero a ellos (claves públicas), nadie salvo nosotros tiene el código de acceso (clave privada).

Este método de doble clave tiene una explicación: en Bitcoin todas las transacciones son públicas e imborrables, una vez una transacción queda registrada en la blockchain, no puede ser deshecha ni revertida, y además puede ser consultada por cualquiera que posea el identificador de uno de los wallets o de la propia transacción.

Ahora, lo interesante para todos aquellos que desean comprar bitcoins: existen cientos de carteras distintas, y distintos tipos (desde carteras físicas que se encuentran en un pendrive o impresas en papel, hasta una página web). Nosotros nos centraremos en 4, tres que recomendamos por su sencillez y facilidad de uso, y una que consideramos no apta para principiantes.

Empecemos por esta última: Bitcoin Core o Bitcoin QT. ¿Cómo es posible que Bitnovo desaconseje el uso del cliente oficial de Bitcoin.org? Sencillo: es demasiado compleja, lenta y poco práctica para un usuario ocasional o principiante. Su instalación es rápida, pero la sincronización con la blockchain puede demorarse hasta una semana (y hasta que finalice esta sincronización, Bitcoin Core es un programa que no puede usarse). El interfaz no es intuitivo y además una vez se instala en un dispositivo (pc o mac) no puede utilizarse en otro si no se migra el wallet completo. Para usuarios expertos puede tener su utilidad, pero no lo recomendamos a usuarios puntuales o a gente que comienza a usar criptomonedas.

A continuación, enumeramos las tres alternativas que Bitnovo recomienda para todos aquellos que se inician en el mundo del Bitcoin.

1. Wallet de Blockchain.info
Uno de los mayores clientes de wallets del mundo. Su interfaz es sencilla e intuitiva, se puede configurar en muchos idiomas, y puede utilizarse tanto desde su web como desde su app, disponible para iOs y Android.

2. Wallet de Jaxx.io
Otra de las grandes empresas de wallets a nivel global. Sencillo diseño, muy clara. Sólo puede configurarse en inglés. En ella podrás trabajar con Bitcoin, Ethereum y DAO. Puedes encontrarla como extensión para Firefox y Chrome; como app para Android o iOS, y como programa de escritorio en Windows 7 o superior, OS X 10.9 o superior y Linux en varias distribuciones.

3. Wallet de Mycelium.com
Otro wallet que nos parece muy interesante para aquellos que trabajan por primera vez con Bitcoin y quiere utilizar Android para realizar sus gestiones. Posibilita utilizar varias direcciones distintas dentro de la misma app. Ofrece además una aplicación muy interesante para todos aquellos que nunca han usado un wallet y quieren asegurarse de cómo funciona todo antes de empezar a usar su dinero: Mycelium Testnet wallet. Esta app simula el interfaz real de Mycelium, pero no posee direcciones válidas ni puede enviar dinero a una dirección real.